domingo, 11 de mayo de 2008

RUMBO A EÍBAR

Es una lástima que el día haya amanecido nublado y que amenace lluvia. El mal tiempo que impera en toda la península tampoco nos es ajeno en el País Vasco y la mañana está resultando tristona, augurando que podemos tener agua a las seis de la tarde. Una pena, porque aunque el ritmo de venta de las entradas para la corrida de hoy en Eíbar había cogido vuelo a lo largo de estos últimos días aún quedan algunas localidades sin vender que, de haber salido un día radiante, sin duda se hubiesen agotado. No importa, pese a todo, la plaza va a tener un aspecto espléndido cuando rompa el paseíllo encabezado por el rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza y los diestros Luis Francisco Esplá e Iván Fandiño para lidiar una corrida de Fidel San Román (antiguo Guardiola Domínguez).


Será un éxito, de culquier manera, que habrá que anotar en el haber de la Comisión Taurina de Eíbar, con el amigo Eneko Andueza a la cabeza, en su apuesta por organizar una corrida seria en la que se conjugan el gusto del aficionado, una ganadería de las consideradas no comerciales y a la que no se apuntan las figuritas del momento, con el atractivo del tirón popular del caballero estellés, máxima figura del toreo a caballo en la actualidad, y el aliciente de poder ver después de dos décadas ausente de nuestra provincia a un lidiador de la categoría de Esplá, avezado en las lides de enfrentarse al toro íntegro y de verdad, del que siempre se espera que desempolve esa añeja tauromaquia que ha ido atesorando a lo largo de sus más de treinta años de compromiso con la fiesta auténtica. Junto a ellos un Iván Fandiño, que ya ha demostrado en Illumbe y en Vista Alegre, ante Victorinos, ser un torero de los que no vuelve la cara y que algo tiene que decir en los ruedos, si le dejan, ante tanto mediocre y pegapases al uso. Toros y toreros, en principio, que es lo mínimo que se debe pedir cuando se acude a un coso taurino. Luego, ya veremos qué ocurre; pero éso es impredecible y, por tanto, uno de los encantos y de los alicientes de esta maravillosa fiesta y no lo podremos contar hasta el final de la corrida. En la plaza de la villa armera estaremos esta tarde para contaros, lo mejor que sepamos, todo lo que allí acontezca.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Espero que os podáis emocionar y todo salga como esperamos...y por supuesto mi reconocimiento a Eneko por su esfuerzo.
Me encantaría estar ahí hoy con vosotros...pero no es posible...de cualquier manera cuando esteis con unos potes a mediodía poner uno más y luego os lo tomáis a la salud de los presentes y los ausentes.
Ya contareis.
Un abrazo
Pgmacias

Noelia Jiménez dijo...

Bueno, Beti, tú anímate, que igual te escapas de la lluvia. Yo ayer también pensé que me iba a mojar y luego apenas cayeron unas chispas de agua.